Para nosotros, comer saludable no significa dejar a un lado nuestros platos preferidos, significa tener una alimentación balanceada, incluyendo en nuestra dieta alimentos nutritivos y sustituyendo aquellos que aportan altos niveles de grasas y azúcares.

Es por esto que en el Rena Blog de hoy te enseñaremos a preparar unos riquísimos Canelones de ricotta y espinaca. Elegimos este tipo de queso porque es rico en proteínas y bajo en grasa, al igual que el yogurt griego (sustituto de la crema de leche), y la espinaca porque es una gran fuente de vitaminas y minerales. ¡Ya verás que cuidar tu cuerpo no tiene porqué ser aburrido!

Canelones de Ricotta y Espinaca

Ingredientes:
250 gramos de canelones
1 cebolla grande
2 tazas de espinaca
2 tazas de queso ricotta
1 taza de yogurt griego
Aceite de oliva
Sal y pimienta al gusto

Para la salsa:
4 tomates medianos y maduros
½ taza de cebolla grande
1 diente de ajo
1 taza de caldo de pollo o vegetales
1/2 taza de agua
3 cucharadas de fécula de maíz diluida en agua
1 cucharada de aceite de oliva

Canelones de Ricotta y Espinaca

Vertemos el agua en el Utensilio 3 Litros y lo calentamos a fuego medio. Cuando el agua esté hirviendo, agregamos sal y la revolvemos bien con una Azulita para que se disuelva. Luego añadimos los canelones (asegurándonos de que no queden uno encima del otro), tapamos el utensilio con el Nutri ✓ Sensor en la posición vapor, dejamos cocinar por un minutos más y retiramos.

Para el relleno, agregamos aceite en el mismo utensilio y ponemos a sofreír la cebolla. Luego incorporamos la espinaca y esperamos a que se cocine un poco. Agregamos el queso ricotta, el yogurt griego, la sal y la pimienta. Revolvemos la mezcla con la Azulita y rellenamos los canelones con una manga pastelera.

Canelones de Ricotta y Espinaca

Ahora es el momento de preparar la salsa de tomate. Para ello, vertemos el agua en el utensilio y agregamos los tomates, a los que previamente les hemos hecho un corte en cruz (esto nos permitirá retirarles la piel fácilmente). Tapamos el utensilio con el Nutri ✓ Sensor en la posición abierto y cuando suene el silbato lo cerramos, bajamos la temperatura y dejamos cocinar por cinco minutos más. Increíble como los tomates se cocinan tan rápidamente con el método “Mínimo de Agua”, ¿no crees?

En un tazón con agua fría ponemos los tomates y cuando estén a temperatura ambiente los pelamos.

Canelones de Ricotta y Espinaca

En otro recipiente los maceramos con el Pasapuré del Juego de Útiles de Cocina y reservamos. Seguidamente, calentamos el aceite de oliva en el utensilio, sofreímos la cebolla, añadimos la salsa de tomate, la fécula de maíz en agua, el caldo de pollo o vegetales (si deseas una opción vegetariana), la sal y la pimienta. Mezclamos todo y dejamos hervir por tres minutos más.

¡Listo! Ahora solo debes agregarle la salsa a los canelones y disfrutar del “Buen Comer” con quienes más quieres.